EL MUNDO DESDE OTRO OBJETIVO
Alfonso Rodríguez  Muriel
Reportero y productor de TV | Corresponsal de Antena3 y Telecinco | Experto en el conflicto Palestino-Israelí

Alumbrando entre las tinieblas

Todas las tertulias que hemos tenido hasta ahora han sido impartidas sobre gente cabal, personas que, de algún modo, debieran ser nuestro ejemplo a seguir, a los que, por una razón o por otra, deberíamos admirar. Pero la historia de nuestro último invitado, no es, precisamente, un reflejo de la virtud.

Esta charla no se ha centrado en la carrera de Alfonso, la cual está llena de prestigio -ha trabajado en sitios como Telecinco y Antena Tres, y junto a grandes periodistas como Matías Prats, quien le acompañó en la radio-, sino en todo aquello que ha presenciado. Y es que, al haber sido reportero de guerra en conflictos internacionales como la Guerra de Bosnia o la ocupación de Palestina. En sus viajes, además de riesgo y miedo -huelga decir que su profesión le ha llevado a arriesgar su vida en más de una ocasión-, ha encontrado muchas enseñanzas. Unas enseñanzas que, como veremos más adelante, no podría haber extraído cualquiera.

«Lo que más he visto -nos cuenta- son malas personas», capaces de matar, violar o dañar a cualquier persona de su alrededor sin que le quede el más mínimo resquicio de arrepentimiento: soldados que violan civiles y matan niños; narcotraficantes; personas involucradas en tratas de menores; y un largo etcétera, que prefiero no continuar para no angustiar al lector.

Afortunadamente, el mayor contacto que hemos podido tener la mayoría de nosotros con este tipo de gente ha sido a través de novelas, series o reportajes de televisión. La imagen de ellos que nos formamos es un tanto maniquea: una persona perversa que carece de moralidad y que ha nacido para hacer el mal. Y muchos mantendríamos esta idea de ellos si tuviésemos ocasión de conocerles.

Pero Alfonso, ha arrojado luz donde a aquellos entornos más oscuros del planeta, yendo más allá del mal que mantiene eclipsadas a estos individuos. «Haber convivido con ellos -nos explica- me ha permitido ver que son gente como tú y como yo». Si esa gente está haciendo lo que hace, es porque lo han pasado muy mal en el pasado, y que siguen arrastrando esos problemas, que les llevan a tener una visión borrosa del mundo, haciéndoles confundir el bien con la crueldad, puesto que nadie les ha enseñado nada de ética. Nos advierte de que cualquiera de nosotros puede acabar como ellos si las cosas nos van muy mal, por lo que no deberíamos despreciarles, sino tratar de ver lo que hay detrás. «La falta de amor con la que tratamos al mundo nos lleva a deshumanizarles, a no ver dentro de ellos.»

En la misma línea, también critica la actitud de ciertos partidos respecto a la inmigración: «África- insiste- está a tan solo 15 km de la costa de Cádiz, no es otro planeta.  Si emigran de sus países es para huir de la miseria, para ganarse la vida y ayudar a sus familias.»

Con todo lo dicho no pretende justificar a nadie, tan solo hacer un análisis de los motivos que han llevado a cierta gente a hacer lo que hace, y hacernos ver que si queremos mejorar el mundo no debemos mirar con amor y comprensión exclusivamente a la gente que ha triunfado, sino a absolutamente a todo el mundo, especialmente a aquellos que se han visto arrastrados hasta caer por el precipicio de la perdición.

 Pablo Cortina

Autor: Pablo Cortina
Veterano del Colegio Mayor

📆 19de septiembre
🕒 Cena: 20:20h Tertulia: 21h
🏡 C/Marbella 60, 28034, Madrid
Scroll Up