El pasado 26 de noviembre fue la gran recogida de alimentos en España. Muchos fueron los voluntarios de diversas organizaciones y centros y uno de ellos, como siempre, fue el Colegio Mayor Santillana.

Y ahí estaban nuestros voluntarios al pie del cañón, en el supermercado, dispuestos a recoger el mayor número de comida posible, a invitar a la gente a que se solidarice, a poner la sonrisa a un día lluvioso.

Ser voluntario es algo gratificante, hacer algo sin esperar nada a cambio supone que al final te llevas lo más importante, esa sensación de hacer el bien, la sensación de crecimiento personal y de sentirte útil. Creemos que ese algo es mucho más que nada.

Así como la gran recogida de alimentos en la que ha participado nuestro Colegio Mayor es una fecha especial en el calendario de muchas organizaciones, en Santillana trabajamos en el proyecto ADN. Un proyecto que consiste en que todos los viernes por las tardes se reparten cajas de alimentos entre las personas más necesitadas.

Otro de los famosos proyectos del Colegio Mayor son los desayunos solidarios, la olimpiada de fútbol o la visita a centros de mayores o prisiones.

Scroll Up